La versión de su navegador no está debidamente actualizada. Le recomendamos actualizarla a la versión más reciente.

Terapias olfativas

 

Un olfato muy superior al nuestro

¿A quién va dirigido?

  • Perros de cualquier edad.
  • Para perros que necesiten mejorar el uso de su nariz.
  • Ideal para estimular mentalmente a perros con movilidad reducida por su edad o convalecencia.
  • A perros con el olfato bien desarrollado que quieran descubrir sus posibilidades de aplicación.
  • Para aquellos dueños que quieran tener perros detectores de olores de cualquier tipo.

 

 

Características:

    • Para acceder a este curso se realizará una entrevista previa en compañía del perro, en la que la terapeuta canina valorará los factores necesarios para orientar al interesado a la formación más adecuada.
    • En aquellos casos que la terapeuta canina lo considere necesario se propondrá realizar una o varias sesiones particulares de preparación para acceder al curso en grupo.

Requisitos:

Los perros que asistan a los cursos en grupo:

    • Deben estar al día de sus vacunas.
    • Deben estar libres de enfermedades contagiosas.
    • No deben tener problemas de conducta que puedan suponer un riesgo para él o los demás perros o personas

 

 

 Búsqueda y discriminación de olores

¿Por qué asistir?

Muchas son las razones que hacen del curso de olfato para perros tan interesante:

  • El olfato es el sentido más desarrollado del perro, a través del cual obtiene muchísima información.
  • El sentido del olfato es el detector más eficaz de estímulos que le permite al perro comunicarse e interactuar con su entorno.

El perro cuando olfatea alcanza un estado de calma y concentración muy beneficioso para su equilibrio mental.

  • Potenciar la mejor facultad de tu perro permite descubrir lo que es capaz de hacer y te hará sentir muy orgulloso de él.
  • Es muy beneficioso para perros nerviosos y con estrés.
  • Para fortalecer el vínculo entre el perro y el dueño.
  • Para pasarlo bien y poder repetirlo en otras muchas situaciones.
  • Para enseñarles las primeras pautas si se quiere trabajar con ellos como perros detectores de sustancias, objetos, alimentos (trufa), mientras ellos realizan un ejercicio mental y se divierten.

 

Objetivo

  • Enseñarle al perro a marcar un olor a elegir.
  • Disfrutar viendo a nuestro perro utilizar su gran capacidad.
  • Conseguir la calma y concentración en perros nerviosos.
  • Enseñar al perro que es capaz de resolver el ejercicio por sí mismo, lo cual refuerza su confianza.
  • Cubrir un instinto básico del perro y fomentarle a usar el olfato en su vida diaria.
  • Que el propietario entienda lo beneficioso que es para su perro que le dejen olfatear.

 

Directiva de cookies

Este sitio utiliza cookies para el almacenamiento de información en su equipo.

¿Lo acepta?